Tuesday, 6 May 2014


The Tooth Fairy

Ayer, comiendo un caramelo de dulce de leche (bueno, iba por el cuarto ya), ¡me rompí una muela! No es la primera vez que me pasa, y pensé: "Si cada vez que me rompo una muela comiendo algo vinieran los ratones a dejarme una moneda... ¡sería millonaria!". Y entonces pensé en la tooth fairy.

La tooth fairy es la versión anglosajona del ratón Pérez. Es un hada (fairy) que se lleva los dientes (singular: tooth; plural: teeth) de leche que le dejan los nenes debajo de la almohada a cambio de algún regalito o plata. La tradición de hacer algo especial con los dientes de leche al perderlos es antiquísima, pero la tooth fairy, según leo, no tanto. Al parecer, la tooth fairy es una combinación de la tradición del ratón que se lleva los dientes y la penetración cultural europea en Estados Unidos con la fuerte presencia de la figura de las hadas. Perder los dientes de leche, para muchos, es todo un acontecimiento, una especie de rito de iniciación en el crecimiento; es una de las primeras vivencias de pérdida, cambio e incorporación en el ser humano, y es por eso que siempre se lo acompañó con algo del orden de la fantasía y la recompensa para hacerlo más agradable. Según leo de una investigación que se hizo en Estados Unidos sobre el mito de la tooth fairy, la mayor parte de los encuestados se la imaginaba como Campanita de Peter Pan, es decir, el hada prototípica con tul, varita mágica y alitas delicadas; algunos no le asignaban género e imaginaban una criatura tipo duende, y otros la seguían relacionando con un animal, como un ratón.

Sea como fuere, es un dato cultural que no sé si conocían y me pareció que iba muy bien en nuestro blog de curiosidades del inglés.

Did the tooth fairy visit you when you were little? Were you this happy?


No comments:

Post a Comment

Followers

Blog Archive